Conciencia fonológica, conciencia fonémica y fonética: Lo que necesita saber

Por Ginny Osewalt

 

 
Grupo de estudiantes de quinto grado escuchando al maestro y escribiendo en la clase

De un vistazo

  • La fonética, la conciencia fonológica y la conciencia fonémica están relacionadas pero no son lo mismo.
  • La enseñanza de fonética enseña la conexión entre el sonido de una palabra y las letras escritas.
  • La conciencia fonológica es un término amplio que incluye la conciencia fonémica.

La fonética, la conciencia fonológica y la conciencia fonémica son parte del proceso para aprender a leer. Aunque las personas a menudo los confunden. A pesar de que estos términos están relacionados, no son lo mismo. A continuación se explica qué son y cómo funcionan de manera conjunta para que los niños aprendan a leer.

Conciencia fonológica

La conciencia fonológica incluye varias habilidades, una de ellas es la conciencia fonémica. No está basada en el lenguaje escrito, los niños desarrollan la conciencia fonológica escuchando. Cuando los niños poseen este grupo de habilidades, ellos son capaces de escuchar y “jugar” con los sonidos del lenguaje hablado. Esta es la base para aprender a leer.

El inicio de la conciencia fonológica ocurre a nivel de las sílabas y las palabras. Usted sabe que su hijo la tiene si él es capaz de dar una palmada por cada palabra incluida en una oración o da un paso por cada sílaba contenida en su nombre. Él también será capaz de reconocer y sugerir palabras que rimen o comiencen con el mismo sonido.

Usted puede mejorar las habilidades iniciales de su hijo leyéndole cierto tipo de libros para niños. Los libros más útiles son los que enfatizan la rima, la aliteración (el uso de consonantes similares), las frases que se repiten y los patrones predecibles.

Una vez que los niños tiene una conciencia sólida sobre cómo el lenguaje hablado funcionan a nivel de sílabas y palabras, pueden comenzar a enfocarse en las partes más pequeñas de una palabra. Esto se conoce como conciencia fonémica.

Conciencia fonémica

La conciencia fonémica es usualmente la última de las habilidades de la conciencia fonológica que se desarrolla. Cuando los niños tienen esta habilidad, pueden escuchar y “jugar” con las unidades de sonido más pequeñas (fonemas) que conforman las palabras y las sílabas.

Las dos habilidades más importantes de la conciencia fonémica son la habilidad para segmentar y las habilidad para mezclar. Segmentar es dividir una palabra en sus sonidos individuales. Mezclar es decir una palabra luego de escuchar cada uno de los sonidos que la componen.

Si su hijo puede segmentar, él es capaz de decir f-i-sh luego de escuchar la palabra fish (pez). Si puede mezclar es capaz de decir la palabra fish después de escuchar los sonidos individuales que componen la palabra f-i-sh.

Los niños necesitan esas habilidades para aprender la conexión entre los sonidos y las letras o palabras escritas. Muchos niños que corren el riesgo de tener dificultades con la lectura o tienen una discapacidad en lectura tienen una conciencia fonémica limitada. Un buen programa de enseñanza de la fonética los puede ayudar.

Fonética

La instrucción de la fonética enseña a los niños a conectar las palabras con los sonidos, a dividirla en sonidos y a mezclar los sonidos en palabras. Los niños usan ese conocimiento para convertirse en lectores y escritores. Por lo general, las escuelas enseñan estas habilidades desde el kínder hasta el segundo grado.

Los programas de fonética más eficaces son muy estructurados. Éstos siguen una instrucción en orden clara y paso a paso. También utilizan múltiples sentidos para ayudar a los niños a aprender. Por ejemplo, los niños podrían usar sus dedos para escribir una letra en crema de afeitar mientras dicen el sonido asociado a esa letra. (Este método de estructura multisensorial es usado en programas basados en el Orton–Gillingham, considerado el estándar de oro para ayudar a los niños con dificultades con la lectura.)

Las buenas lecciones de fonética comienzan con la revisión de los sonidos previamente enseñados. Luego se presenta un nueva sonido. A los estudiantes se les dice, por ejemplo, que la letra m representa el sonido m como en la palabra milk (leche)

Actividades para mezclar, pronunciar en voz alta y deletrear el nuevo sonido vienen después. Ser capaz de  textos con sonidos previamente aprendidos, más el nuevo sonido, son el paso siguiente.

La conciencia fonológica, la conciencia fonémica y la fonética se complementan entre sí. Existen maneras en las que usted puede ayudar a su hijo pequeño a desarrollar esas habilidades antes de que empiece la primaria.

Si su hijo de primaria tiene problemas con estas habilidades para comenzar a leer, usted podría querer considerar on la lectura de su hijo le ayudará a obtener el mejor apoyo posible.

Puntos clave

  • La conciencia fonológica incluye las unidades sonoras más grandes (palabras y sílabas) y las unidades más pequeñas (fonemas).
  • Los niños necesitan la conciencia fonémica para que sus experiencias iniciales con la lectura sean exitosas.
  • Los mejores programas de fonética son estructurados y usan sentidos múltiples para ayudar a los niños a que aprendan a leer.

Acerca del autor

Retrato de Ginny Osewalt

Ginny Osewaltes una maestra certificada, tanto en educación primaria como en educación especial, con más de 15 años de experiencia en educación general, inclusión, sala de recursos y aulas auto-contenidas.